Arroyomolinos

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 26 de Madrid ha decretado la nulidad del acuerdo plenario del Ayuntamiento de Arroyomolinos del año 2014 que refrendaba la declaración de utilidad pública del convenio para realojar a las familias del poblado de Las Sabinas, y en consecuencia desmantelar así el asentamiento.

Así, el juzgado entiende que no se habilitó el proceso de información ni el instrumento de reclamaciones adecuados sobre la utilidad pública de la modificación presupuestaria de dos millones de euros, paso necesario para acometer el convenio de desmantelamiento de las viviendas y el realojo de las familias.

De esta manera, el juez estima el recurso de las familias que denunciaban que en el acuerdo no se dio trámite de audiencia a los afectados y que no se aportaba información sobre en qué consistía la financiación sustentada en el cambio presupuestario. Frente a ello, el Ayuntamiento defendía que el asentamiento es “ilegal” porque se ubica en suelo no urbanizable (dentro de la delimitación perimetral del Parque del Río Giadarrama) y que las viviendas se han ejecutado sin la intervención de la administración local. .

Sin embargo, el juez entiende que “se trata de un acto administrativo dictado prescindiendo del procedimiento legalmente establecido, que causa indefensión a los ciudadanos al vetarles, por esa falta de información, el instrumento de las reclamaciones frente a la presente modificación presupuestaria” y remitirles solo al recurso contencioso administrativo”. Un fallo que para la representación legal de las familias desestima el desmantelamiento y la consideración de sus viviendas como chabolas.