El Ayuntamiento de Alcorcón va a proceder desde este viernes a cerrar el cementerio municipal y las salas velatorio del tanatorio para evitar aglomeraciones y y que el coronavirus pueda propagarse con más facilidad.

La decisión se toma siguiendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias y la Comunidad de Madrid, teniendo en cuenta que son zonas donde habitualmente suele concentrarse un gran número de personas.

“Siendo conscientes de las molestias y perjuicios que esta medida puede ocasionar, teniendo en cuenta la situación de las familias que utilizan estos servicios, el Ayuntamiento de Alcorcón lamenta profundamente la toma de esta decisión”, ha dicho el Consistorio.