esmasa

El PP y el Gobierno de Alcorcón siguen a la gresca. Y es que los populares han calificado de “fraudulenta” la municipalización de servicios llevada a cabo por la empresa municipal de limpieza y recogida de residuos, ESMASA, de acuerdo a un informe de los auditores presentado el pasado 14 de junio, durante la Junta General de Accionistas de la empresa pública.

Según el PP, los auditores certifican la “inexistencia de una contabilidad de costes de los servicios, que impide la comparación de los costes en el mercado libre, información esencial y que se desconoce”. Motivo por el que el PP votó en contra en la última Junta.

“Al mismo tiempo los auditores advierten que los ingresos que ESMASA recibe del Ayuntamiento están sobredimensionados para los servicios que prestan”, insisten, recalcando que “maquillan las cuentas con el fin de proyectar una imagen de éxito a golpe de talonario, que nada tiene que ver con la gestión”.

EL AYUNTAMIENTO SE DEFIENDE

Desde el Gobierno local han acusado al PP de “mentir”. Así destacan que “en el informe que mencionan no aparecen ni la palabra ‘municipalización”’ ni la palabra ‘fraude’. Nos piden implantar la contabilidad de costes, que ya la hemos implantado en este año 2021 y que el PP no había implementado en ochos años de Gobierno”.

Asimismo sostienen que “el beneficio, en vez de contabilizarlo como transferencia corriente, se pide que se haga como transferencia para compensar pérdidas de los ejercicios en los que gobernó el PP. O sea, es cambiar el criterio, pero nada más”, en insisten en que “es una cuestión meramente formal”.

Fuentes del Ejecutivo recuerdan que “en 2017, con el PP, se dieron 2 millones de pérdidas que ponían en riesgo la viabilidad de la empresa”, y que los populares “no cumplen su obligación de nombrar miembros al Consejo de Administración de la empresa pública, lo que ha convertido en norma que este grupo hable con constantes inexactitudes e incluso mentirás flagrantes como es el caso”.