El Ayuntamiento de Arroyomolinos ha dado este sábado el pistoletazo de salida al estudio de seroprevalencia masivo que realizará a todos sus vecinos y que llega “en una fecha crucial”, al coincidir con la ‘vuelta al cole’.

Hasta el Centro de las Artes Auditorium Municipal, en el que se están desarrollando las pruebas, se han acercado este sábado la alcaldesa del municipio, Ana Millán, y el vicepresidente de la Comunidad, Ignacio Aguado. Dichos test, que consisten en la extracción de sangre, se realizarán hasta el lunes 14 de septiembre en horario de 8 a 14 horas y de 17 a 19 horas.

Para este estudio gratuito, tal y como ha explicado la regidora, el Consistorio cuenta con la autorización de la Dirección General de Salud Pública y con el dictamen favorable del Comité de Ética de Investigación del Hospital Ramón y Cajal, que podrían alcanzar las 4.000 diarias.

Millán también ha señalado que las medidas adoptadas durante el inicio de la pandemia, hacen que hoy en día Arroyomolinos sea la localidad con más de 30.000 habitantes con menos incidencia de coronavirus de toda la Comunidad de Madrid y ha considerado que para actuar e implementar medidas, era necesario “tener un mapa de la situación, de lo que estaba pasando o podía pasar” en el municipio.

Además, ha detallado que durante los meses de abril, marzo y mayo, la Corporación municipal se centró en aplicar las medidas para que la ciudadanía estuviera segura y con medidas económicas, la puesta en marcha del Banco de Alimentos o con la atención de Protección Civil a “aquellos que más lo necesitaban”. Millán ha celebrado que este estudio finalmente se haya podido realizar “en un momento importante y crucial” como es la ‘vuelta al cole’.

Finalmente, ha agradecido al Gobierno regional concederle ser “el primer municipio que tiene permiso para hacer este tipo de estudios” y ha celebrado que la presencia del vicepresidente “demuestra que la colaboración entre la Administración regional y los ayuntamientos puede proteger aun más a los vecinos”.

AGUADO PIDE NO RELAJARSE

Por su parte, el vicepresidente, que también ha ensalzado la importancia de que exista “una colaboración fluida” entre administraciones, ha dado la enhorabuena al municipio por demostrar “una vez más que se preocupa por sus vecinos” al poner en marcha un proyecto de estas características. Para Aguado, este es un estudio que busca “ofrecer certidumbre, dar información a los vecinos acerca de la realidad serológica de sus familias”.

“Este tipo de estudios son imprescindibles para seguir avanzado, para tener la mejor foto fija posible de lo qué está sucediendo en la Comunidad y, en concreto, en este municipio. Es una muy buena oportunidad y yo invito a todos los vecinos a que participen”, ha trasladado.

A pesar de estas palabras, el vicepresidente ha recordado que la información que se extraiga no es “definitiva” porque puede cambiar en cuestión de días por lo que ha aprovechado para “lanzar un mensaje de prudencia”. Aguado ha recordado que estas pruebas son “una foto fija del momento” por lo que “hay que tener cuidado a partir del mismo momento que se sale de la instalación”.

“Cualquier despiste, cualquier descuido puede cambiar esos indicadores”, ha recordado. Así, ha insistido en que no hay que “bajar la guardia” porque llevar a cabo “habitos inseguros es la mejor barra libre para el virus”.