El Ayuntamiento de Arroyomolinos ha firmado un protocolo con los sindicatos, para trazar las líneas de actuación en caso de que un trabajador municipal dé positivo por coronavirus. Un documento pionero entre los municipios de la Comunidad de Madrid, que se empezó a gestar una vez iniciada la desescalada y la apertura de dependencias municipales.

En el mismo se señala que, cualquier trabajador con síntomas, tendrá que notificarlo al departamento de riesgos laborales del Consistorio. Después deberá evitar cualquier contacto con compañeros u otras personas y comunicarlo al servicio de Salud Pública de la Comunidad de Madrid, siguiendo sus instrucciones. En caso de que los síntomas sean fuera de su horario laboral, deberá seguir el mismo protocolo, sin incorporarse a su puesto.

Si se confirma el positivo se aislará la zona de su puesto de trabajo hasta su desinfección. Además, se extremarán las medidas de higiene y uso de mascarillas FPP2 entre el resto de la plantilla.

“El objetivo de este convenio es rebajar hasta el máximo posible el riesgo de contagio entre los trabajadores”, ha dicho la alcaldesa de Arroyomolinos, Ana Millán. La regidora, tras agradecer sus aportaciones a los sindicatos, ha destacado que “es fundamental cumplir las pautas de comunicación establecidas para actuar de la forma más eficiente posible”.