Agentes de la Policía Nacional han desarticulado un grupo criminal afincado en la Comunidad de Madrid, esencialmente en Pinto, y dedicado, presuntamente, a la comisión de robos con fuerza en empresas de la región, según informa Jefatura Superior de la Policía de Madrid.

La operación se ha saldado con la detención de tres de sus integrantes, perfectamente conocidos por los investigadores, por contar con un elevado número de detenciones previas por delitos contra el patrimonio. Concretamente, por ilícitos con fuerza en empresas y naves industriales y por robos de camiones.

El pasado mes de abril los policías identificaron a este grupo criminal como responsable de un robo con fuerza cometido en un negocio de Pinto, y en el que fueron sustraídos material y mobiliario de oficina valorado en unos 120.000 euros. Para la comisión de este robo, los autores utilizaron un turismo y una furgoneta, ambos previamente sustraídos.

La operación se ha saldado con la detención de tres de sus integrantes, perfectamente conocidos por los investigadores

Las gestiones policiales permitieron conocer que el grupo criminal ya había cometido un robo con fuerza previo en un concesionario de Rivas Vaciamadrid, en el que fueron robados tres coches de alta gama.

Se inició así un dispositivo de vigilancia, que permitió observar a los investigados a bordo de varios vehículos, comenzando un seguimiento, que acabó en una zona industrial de Pinto. El posterior visionado de las cámaras de vigilancia del polígono y de sus alrededores permitió situar la nave donde cometieron el robo.

BANDA ESPECIALIZADA

El ataque al inmueble fue ejecutado con un ‘modus operandi’ que demuestra, según la Policía, la preparación y experiencia de los investigados. Éstos empleaban coches previamente sustraídos, anulaban los sistemas de seguridad y utilizaban herramientas para forzar las cerraduras, así como inhibidores de frecuencia.

Tras varias semanas de investigación y arrestos, los policías han esclarecido un total de cuatro robos con fuerza, todos ellos en la Comunidad.