Varios directores de centros de salud ubicados en el sur de Madrid, han remitido una carta a la Consejería de Sanidad, la Dirección Asistencia Oeste, Dirección General de Recursos Humanos y la Gerencia Asistencial de Atención Primaria, donde se declaran “inhabilitados” y “suspendidos de funciones” como directores.

Se trata de los directores de los centros de salud de El Soto, Luengo Rodríguez, Presentación Sabio, Bartolomé González, Barcelona, Felipe II y Dos de Mayo, en Móstoles; La Rivota, Laín Entralgo, Ramón y Cajal Doctor Trueta, en Alcorcón; Alicante, Francia, Cuzco, El Naranjo y Panaderas, en Fuenlabrada; y los centros de salud de Humanes de Madrid, San Martín de Valdeiglesias, Navalcarnero y Cadalso de los Vidrios.

Solicitan por escrito que “los nuevos criterios para la autorización de suplencias médicas por prolongación de jornada”. Asimismo, la convocatoria del un Consejo de Gestión Extraordinario Urgente, con presencia de la Dirección General de Recursos Humanos.

También invitan a los miembros de la Dirección Asistencial que no estén de acuerdo con estas medidas ni con la suspensión de funciones de los directores de centro que implican “a reflexionar y sumarse a las actuaciones que se emprendan”. Mientras esto no suceda, los directores firmantes reiteran que se consideran “inhabilitados y “suspendidos en funciones”.

De las primeras en reaccionar por los municipios afectados ha sido la alcaldesa de Alcorcón, Natalia de Andrés, que ha manifestado su preocupación por esta situación y ha dado su apoyo a estos directores.

LA COMUNIDAD NO VE NINGÚN PROBLEMA

El viceconsejero de Asistencia Sanitaria y Salud Pública, Antonio Zapatero, ha reconocido que “tenemos problemas no solamente en Madrid sino en toda España para tener especialistas en Atención Primaria (..) La forma de paliar esta cuestión desde hace ya muchos meses en Madrid es por las prolongaciones de jornada. Este sistema permitió en Madrid una cobertura en vacaciones de casi el 70% de profesionales, lo cual fue una cifra francamente exitosa”.

En cualquier caso, ha indicado que la queja pueda estar motivada por un problema en la transmisión de la información. “No veo ningún problema y espero que en el día de hoy o mañana mediante la información correspondiente a directores de centro, el tema se explique y volvamos a lo que estamos haciendo, que no hay ningún problema”, ha concretado.