El 98,4% de los centros educativos de la Comunidad de Madrid han abierto este miércoles sus puertas, retomando las clases presenciales que tuvieron que ser canceladas por los efectos que la borrasca Filomena ha dejado en colegios e institutos de la región. La presidenta, Isabel Díaz Ayuso, ya anunció que este 20 de enero arrancaban las clases

Tan sólo el 1,6% de los 2.550 centros educativos de la región, es decir 43, no han podido hacerlo por diversas incidencias, “aunque la mayoría de ellos sí lo harán en próximos días una vez una vez se solucionen los problemas”, ha informado la Consejería de Educación y Juventud en un comunicado.

De los centros que permanecerán cerrados, 26 están en Madrid capital, 10 en el este de la Comunidad, 6 en el sur, 1 en el norte. Asimismo, cerrarán parcialmente alguna de sus instalaciones dentro del centro educativo por estar afectados un total de 21 centros, de los que 9 son en Madrid capital, 10 en el este y 2 en el sur. Entre ellas, Fuenlabrada, Alcorcón y Pinto.

Los principales problemas notificados han sido averías en los sistemas de agua o calefacción (23), problemas de accesibilidad (10), incidencias en cubiertas (6) y riesgo de desprendimiento de nieve de los tejados (4).

Por ejemplo en Pinto, el IES Pablo Picasso notificaba ayer mismo a los padres, que no reanudaría las clases, por avería en el sistema de agua.