Leganés y Getafe se ven de nuevo las caras este viernes. Será a las 21.00 horas en el estadio de Butarque. Hace menos de tres meses del último derbi entre azulones y pepineros en el Coliseum, pero son las consecuencias del nuevo calendario asimétrico de la competición. En cualquier caso, lo importante es que la pasión volverá a desbordarse como cada vez que el clásico de la zona sur vuelve a escena.

Y el destino ha querido que en esta ocasión, al contrario que el pasado 20 de octubre, sea el ‘Lega’ el que llegue a la cita en mejor momento. Cierto es que anda instalado en la penúltima posición de la tabla, pero Javier Aguirre parece haber dado con la tecla y su equipo acumula cuatro jornadas sin perder en las que ha sumado 8 puntos de 12 posibles. Además, ha superado las dos primeras rondas coperas.

El ‘Geta’, por contra, atraviesa posiblemente su peor momento del curso. Ha perdido sus dos últimos compromisos ligueros (ante Villarreal y Real Madrid) y el pasado fin de semana caía apeado prematuramente de la Copa a manos del Badalona, por lo que su arranque de año está resultando especialmente traumático.

Y a estas tres derrotas consecutivas añade con vistas al derbi otra mala noticia, ya que Ángel Rodríguez no podrá ser de la partida a consecuencia de un problema en los isquiotibiales. La ausencia del tinerfeño en un duelo de esta envergadura no es poca cosa teniendo en cuenta que hablamos del máximo realizador del equipo azulón en lo que va de temporada y que además decantó el partido de la primera vuelta al firmar los dos únicos tantos del encuentro.

El Leganés, por contra, ha recuperado en las últimas fechas a tres jugadores importantes como Bustinza, Recio y Marc Navarro, por lo que la única ausencia verdaderamente reseñable en está ocasión será en principio la de Siovas, que ultima su periodo de recuperación.

LA PREVIA DE LOS ENTRENADORES

El técnico local, Javier Aguirre, sostenía este jueves que “es un partido bonito para jugar. El equipo va a dar la cara y vamos a intentar seguir con la buena dinámica”, señalaba el maxicano antes de precisar que “estamos ya en la segunda vuelta, son tres puntos muy importantes y vamos a salir a ganar con nuestra gente”.

José Bordalás, por su parte, remarcaba que “el partido de Copa ya es historia. Fue un golpe duro, pero ya estamos recuperados”, afirmaba a sabiendas de que el duelo de este viernes “será complicado porque ellos llegan en muy buena dinámica, pero no podemos decepcionar a nuestros aficionados. Estamos obligados a dar el máximo por ellos”