Sigue la polémica en torno a Aserpinto. La pasada semana, el PP de Pinto denunció que los presupuestos aprobados por la empresa pública, que aumentaban un 10% el gasto en personal, “incumplían” la Ley General de Presupuestos del Estado. Y este lunes, el Gobierno socialista ha defendido dicha legalidad.

El actual marco normativo impide una subida de más del 0,9% del salario de los trabajadores y la imposibilidad de efectuar más contrataciones de carácter permanente de las permitidas en la tasa de reposición. Sin embargo, desde el PSOE defienden que “lo que contemplan los presupuestos aprobados es la contratación de personal temporal para mejorar la ciudad y prestar más servicios a nuestra ciudadanía”, ha dicho Federico Sánchez Pérez, concejal delegado de Aserpinto.

El edil sostiene que estas contrataciones “no invaden competencias que el Partido Popular cedió a la UTE: limpieza viaria, recogida de basuras o jardinería. Por tanto, estos presupuestos cumplen escrupulosamente con los límites legales”.

En este sentido, insiste en que la empresa pública “no solo efectuará nuevas contrataciones temporales a través del SEPE, sino que destinará 700.000 euros a inversión, principalmente para la adquisición y mejora de maquinaria y vehículos, así como en mejora de la eficiencia energética de los recursos disponibles”.

Sobre estas inversiones, Sánchez recuerda que “al ser una transferencia de capital se debe regir en sus criterios de imputación por la norma de registro y valoración 18 del ‘Plan general Contable’, por lo que no existe ninguna subvención a pérdidas”, negando así que haya riesgo de viabilidad, como denunciaba el PP.