Arroyomolinos ya tiene presupuestos. El Gobierno local saca las cuentas adelante que ascienden a 29.642.047 euros con los votos de PIArr, PSOE, Ciudadanos y Arroyomolinos Sí Puede. “Hemos tratado de ser austeros. Hemos cumplido con principios básicos de la economía como la prudencia, el equilibrio, la sostenibilidad y sobre todo, cumplimos con la regla de gasto”, señala el concejal de Hacienda de Arroyomolinos, José Vicente Gil, que ha valorado para Al Cabo de la Calle lo que supone este presupuesto de 2018 para los arroyomolinenses.

“Hemos seguido suspendiendo la tasa de basuras, bajando la presión fiscal y hemos incorporado la bajada del IBI de los inmuebles de uso comercial e industrial del 10% del mayor valor catastral de la localidad. Eso ha supuesto una merma de ingresos por encima de los 400.000 euros que se ha compensado con otros ingresos”, dice el edil, que recuerda también que se mantienen los servicios públicos del Consistorio e incluso se mejoran en algunas partidas como políticas sociales, donde este año, por ejemplo, se destinarán 60.000 euros para poner en marcha el punto contra la violencia de género. Además se seguirá con el mantenimiento de colegios, zonas ajardinadas, polideportivos y otras instalaciones públicas del municipio.

En cuanto a esa compensación de ingresos por la bajada de impuestos, el concejal de Hacienda hace hincapié en los 900.000 euros por la tasa de ocupación del espacio radioeléctrico, de los cuales, “por prudencia” se han incorporado 200.000 al presupuesto. Gracias también a la gestión de paneles informativos “que hasta ahora lo gestionaba una empresa que no pagaba ni la ocupación de los postes, vamos a ingresar 700.000 euros. Lo hemos dejado en 200.000 por mantener la prudencia”, insiste José Vicente Gil.

“Hemos cumplido con principios básicos de la economía como la prudencia, el equilibrio, la sostenibilidad y sobre todo, cumplimos con la regla de gasto”

El edil de Hacienda, además, adelanta que “por si hubiera cualquier desviación, a fecha de hoy me gustaría destacar que hemos recuperado un millón de euros de deuda que tenían determinadas entidades en situación concursal con el Ayuntamiento y que nunca se habían reclamado. Sería un añadido al presupuesto aprobado”. Y así, “en total desde que empezó la legislatura hemos recuperado cinco millones. La principal lacra que tenemos en Arroyomolinos es que nos deben en torno a 15 millones entidades mercantiles y seguimos trabajando para recuperarlo”, mantiene José Vicente.

PRESUPUESTOS PARTICIPATIVOS

Una de las snovedades son los 100.000 euros destinados a presupuestos participativos. “Hemos destinado esta partida en función de los proyectos que se presenten una vez aprobado el reglamento de participación ciudadana”, asegura el concejal, que sostiene que “la idea es dividir en cuatro el municipio y que cada distrito presente sus opciones que serán evaluadas por todos, Gobierno y oposición”.

SUPERÁVIT

Arroyomolinos tiene este año un superávit de 5,3 millones de euros para inversiones que están fuera de los presupuestos pero que permite gastar el Ministerio de Hacienda. “Vamos a sacar un informe económico para llevar al Pleno y ver en qué gastamos esos 5,3 millones de euros. Como el segundo plan de asfaltado o el aparcamiento del centro de salud”, explica el edil. Lo que no permite el Ministerio es gastar el remanente.

“Tenemos 26 millones de euros en caja y el remanente real está cercano a los 40 millones. Eso no se puede utilizar mientras el señor Montoro lo diga”, expone finalmente José Vicente Gil que espera que Hacienda levante la mano para seguir cubriendo las necesidades del municipio.