El partido de este jueves entre el Basilea y el Getafe quedó marcado por el gol mal anulado a Ángel en el minuto 86 y que hubiera supuesto el empate del conjunto azulón en St Jakob Park. Portillo colgó un balón al centro del área y el delantero tinerfeño, entrando desde atrás, enganchó un espectacular remate que superó al meta suizo, pero el colegiado anuló el gol a instancias de su asistente cometiendo una grave equivocación ya que además en esta competición no hay VAR hasta la siguiente fase.

El golazo de Ángel hubiera supuesto un punto muy valioso para el conjunto azulón en su visita al líder del grupo en un partido jugado de poder a poder y en el que Bordalás presentó una alineación insospechada y con numerosos cambios respecto al último compromisos liguero, algunos tan sorprendentes como la presencia de Olivera en el centro de la zaga, la ubicación de Maksimovic en el lateral derecho o la titularidad de Hugo Duro.

Las cosas, además, se complicaron muy pronto con el gol de Cabral a los ocho minutos de juego. El Getafe no se descompuso y poco a poco fue mirando de cerca la portería rival. El primer acercamiento serio fue en una jugada de estrategia entre Fajr y Portillo, que envió el balón al centro del área para que Olivera rematase ligeramente desviado. Fue el preludio del empate, que llegó al filo del descanso en un penalti cometido por Riveros y que transformó en gol Jaime Mata.

Fajr la tuvo para adelantar al conjunto azulón en el 55′ con un remate que se fue cerca del palo, pero los que marcaron fueron los locales apenas cinco minutos después tras una gran jugada de Widmer que culminó Frei superando a Chichizola.

Volvió a reaccionar el Getafe, que mejoró con la entrada en escena de Kenedy, Nyom y Ángel. A punto estuvo de devolver las tablas Maksimovic, que envió al palo su remate a bocajarro en el minuto 72. Y luego llegó el golazo de Ángel, mal anulado por el árbitro, y el final del encuentro con el lógico amargor del colectivo getafense.

“En esa jugada no hacía falta ni VAR. Desde el banquillo, sinceramente, la sensación ha sido que Ángel entraba desde atrás y luego cuando la hemos visto ha sido una jugada clara”, señalaba Bordalás a la par que denunciaba que “en una competición como ésta no se pueden cometer estos errores”.

Con esta derrota el Getafe mantiene la segunda plaza del grupo C, pero igualado a puntos con el Krasnodar (6), que superó por 3-1 al Trabzonspor. La clasificación se decidirá, por tanto, en las dos últimas jornadas de esta primera fase, en las que el equipo azulón visitará primero a los turcos y recibirá luego en el Coliseum a los turcos.