La sala de Prensa del Ayuntamiento de Fuenlabrada ha albergado este jueves la presentación en sociedad de la 21ª y última etapa de la Vuelta a España 2019, cuyo punto de partida estará ubicado en el municipio fuenlabreño y que supondrá la salida de etapa número 100 en la historia de la ronda española en la Comunidad de Madrid. Será, además, la tercera ocasión en que arranque desde Fuenlabrada, que ya fue punto de partida en los años 1992 y 1998.

La etapa tendrá lugar el próximo 15 de septiembre y partirá a las 17.00 horas desde el centro cultural Tomás y Valiente y cubrirá sus ocho primeros kilómetros por la ciudad transitando por calle Leganés, avenida de los Estados, calle Brasil, avenida de la Hispanidad, avenida de España, calle Móstoles, avenida de las Naciones, calle Francia, camino del Molino, avenida del Hospital, calle Medicina, de nuevo camino del Molino y salida por la M-407 en dirección Móstoles.

El recorrido total de la etapa cuenta con 105, 6 kilómetros y además de Fuenlabrada atravesará municipios como Móstoles, Alcorcón o Leganés antes de hacer entrada en Madrid y desembocar en el tradicional circuito del paseo de la Castellana, donde estará ubicada la línea de meta.

Los encargados de presentar este evento han sido el alcalde de Fuenlabrada, Javier Ayala, y el director general de Unipublic -empresa organizadora de la Vuelta-, Javier Guillén, que han valorado sobre todo la enorme repercusión que este acontecimiento tendrá para Fuenlabrada, ya que las imágenes de la ronda española se ofrecen en un total de 189 países.

JAVIER AYALA

“Es una gran noticia para la ciudad”, ha señalado Ayala, “porque además coincidirá con el primer fin de semana de las fiestas patronales y durante este año somos Ciudad Europea del Deporte. Para Fuenlabrada es muy importante tener un evento de este nivel nacional e internacional”, ha recalcado.

“Fuenlabrada”, ha subrayado el alcalde, “es una ciudad con una tradición ciclista muy relevante y el 15 de septiembre acompañará a los corredores por esos ocho kilómetros que discurren por nuestras calles”, ha precisado antes de remarcar que “Fuenlabrada tiene que salir fuera. Hay que exportar ciudad y la Vuelta nos va a dar una gran presencia y relevancia porque es un gran escaparate internacional”.

JAVIER GUILLÉN

Guillén, por su parte, ha ponderado que “de todas las etapas de la Vuelta, para mí la más importante es la 21ª y última porque el corredor que no puede tomar la salida no la podrá completar”, ha opinado para a continuación hacer hincapié en que “nos gusta estar cerca de las grandes ciudades y en Fuenlabrada encontramos pasión por el deporte. Aquí hay mucha afición al ciclismo”.

Y al igual que el regidor, también el responsable de Unipublic ha puesto el foco en la enorme repercusión a nivel mediático que la Vuelta acarreará para Fuenlabrada, “ya que la edición del año pasado tuvo una audiencia real de más de 400 millones de espectadores”, ha recordado antes de apostillar que la última etapa de este año “se ofrecerá íntegramente en directo desde el minuto uno y vamos a poder ver toda la riqueza de la ciudad”.