Este pasado domingo tenía lugar en Fuenlabrada la espectacular presentación del FN Speed Team, el equipo con el que el fuenlabreño Juan Félix Bravo tomará la alternativa en el Dakar, una de las competiciones más exigentes a nivel mundial y que tendrá lugar del 6 al 17 de enero en Perú. Bravo competirá en la categoría ‘side by side SxS’ con un buggy Maverick X ds Turbo R que desarrolla una potencia superior a los 170 caballos y cuyas prestaciones se adaptan a la perfección a un recorrido tan tortuoso para pilotos como para vehículos.

Pocas horas después de la puesta de largo oficial, Juan Félix Bravo conversaba con Al Cabo de la Calle desde Barcelona y se congratulaba por las buenas sensaciones que ofrece el proyecto de cara al Dakar, pero sobre todo por el decidido apoyo de la ciudad y la enorme expectación que esta aventura está generando entre sus vecinos.

El piloto fuenlabreño compartirá vehículo con Joan Font, otro avezado piloto con el que intercambiará posiciones durante la prueba. “Los dos ejerceremos como piloto y copiloto según el momento. Intercambiaremos el coche en función de nuestro estilo de conducción y navegación siempre que sea lo mejor para la carrera”, explica.

Tratándose de su primer desafío en tan mítica prueba se da por sentado que completar el recorrido ya colmaría sus aspiraciones. “No ganando el Dakar, algo que solo está al alcance de unos cuantos elegidos, lo que siempre se considera fundamental es acabarlo. En nuestro caso el objetivo no solo es acabarlo, que también, sino además hacer un buen papel”, remacha.

A nadie se le esconde el tremendo respeto -e incluso recelo- que el Dakar provoca entre sus participantes, máxime si son noveles. como es el caso. “El principal peligro es el desconocimiento de la dinámica de la prueba. Sobre todo porque eso hace que vayas arrastrando sueño, cansancio, cosas que te pueden hacer despistarte un poco”, admite, “pero al menos nuestro equipo no es del todo novel y algunas cosas las llevamos ya sabidas de antemano. Lo principal”, afirma, “es tener una buena asistencia y así poder dedicar más tiempo a descansar al término de las etapas”.

El apartado económico es sin duda uno de los principales condicionantes -seguramente el principal- a la hora de afrontar un reto de esta magnitud. En el caso del FN Speed Team “la participación entera está en torno a 180.000 euros. No sólo es comprar el coche”, explica, “sino prepararlo, la inscripción, y los dos camiones y el ‘4×4’ de asistencia. Desplazamos a muchísima gente”, puntualiza, “pero esto es lo que te hace al menos tener opciones de terminar y hacer un buen papel”.

En esa parcela financiera ha desempeñado un papel fundamental el Ayuntamiento de Fuenlabrada con una considerable aportación que, junto al apoyo de firmas como Maremoto, han hecho posible que se cumpla el sueño del piloto fuenlabreño. “No tengo nada que esconder en ese sentido, apunta, “si a mi no me ayuda Fuenlabrada hoy no estaría sentado en este coche”. Y añade en un alarde de franqueza que “hoy en día no estamos los mejores en el Dakar, sino los que nos lo podemos permitir. Tenemos que llevar nosotros mismos el patrocinio y eso es lo que hace complejo participar porque hay que contar con apoyo muy solvente”.

“TENEMOS MÁS DE 200.000 FUENLABREÑOS DETRÁS Y QUEREMOS HACERLOS PARTÍCIPES”

La presentación oficial del equipo tuvo un multitudinario seguimiento por parte de los vecinos de Fuenlabrada y vino a ilustrar la enorme expectación que ha provocado la participación de un fuenlabreño en el Dakar. Ese masivo seguimiento supone una gran responsabilidad que no esconde Juan Félix. “Es que son 200.000 personas las que andan detrás empujándonos en esta aventura y por eso me gustaría que esto no solo quedase en una participación y ya está. Quiero que la gente lo viva desde aquí y se haga partícipe del evento”, desea. Además, está convencido de que las fechas también ayudan a que el seguimiento sea masivo porque “a primeros de año es muy fácil reclamar la atención de la gente. No hay otro evento de tal magnitud en todo el mundo y lo queremos hacer muy bien para que los fuenlabreños se sientan orgullosos de nosotros”.

BOMBERO EN EXCEDENCIA Y PILOTO DE HELICÓPTEROS

Juan Félix Bravo compagina de la mejor manera posible su pasión por el mundo del motor con su vida laboral. Bombero en excedencia, desde hace diez años se dedica a pilotar helicópteros y actualmente está inmerso en la lucha contra incendios. Entretanto ha tenido tiempo también de ganar un campeonato del mundo de motonáutica, además de ser varias veces campeón de España y de Europa.

De cara a su participación en el Dakar tiene previsto viajar a Perú el próximo 26 de diciembre “para preparar los temas de logística y tenerlo todo controlado”. Antes, este viernes “embarcamos todos los vehículos en el barco” que los llevará hasta tierras sudamericanas.

Aunque en las próximas semanas, por tanto, no podrán probar el coche oficial, sí estarán desde el próximo martes hasta el 4 de diciembre en Marruecos “para hacer un complejo test con vehículos de serie, sobre todo por temas de navegación”.