El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid ha aprobado este miércoles, destinar 130 millones de euros, para que los ayuntamientos de la región puedan afrontar más gasto corriente, con el fin de facilitar a los consistorios que sigan prestando los servicios básicos municipales al ciudadano.

Esta cantidad forma parte del Programa de Inversión Regional 2016-2019, prorrogado hasta el 31 de diciembre de 2020, dirigido a todos los municipios madrileños, a excepción de Madrid capital, para impulsar proyectos locales que ayuden a cohesionar y dotar a la región de un mayor y mejor equilibrio territorial.

Se trata, según el consejero de Vivienda, David Pérez, de “la mayor ayuda” que se ha dado en España a los ayuntamientos desde una comunidad autónoma. “Es un esfuerzo histórico, merecido, justo y demandado”, ha subrayado, para a continuación incidir en que les ayuda a superar una situación “compleja” provocada por el coronavirus.

NUEVO PROGRAMA REGIONAL DE INVERSIONES

Al mismo tiempo, el Ejecutivo autonómico ya trabaja en la elaboración este año de un nuevo Programa Regional de Inversiones y Servicios de Madrid 2021-2025 que priorizará actuaciones relacionadas con el deporte, la generación de empleo, la eliminación de barreras arquitectónicas, discapacidad y sostenibilidad, medioambiente y el ahorro energético.

El Consejo de Gobierno también ha aprobado la modificación y el decreto de condiciones de cierre del PIR actual, que cuenta con un presupuesto de 700 millones de euros.