La Comunidad de Madrid quiere hacer más de 500.000 test para detectar el coronavirus en toda la región en distintas fases, la primera de ellas, que ya ha comenzado, contempla 100.000 para los profesionales sanitarios.

Esta estrategia de “test masivos” se quiere poner en marcha a la vez que, desde el Ejecutivo regional, se repartirán mascarillas a los madrileños.

Así lo ha indicado el vicepresidente, Ignacio Aguado, en una videoconferencia con periodistas tras la reunión del Consejo de Gobierno, en la que ha asegurado que de los test a sanitarios ya se han realizado el 30 por ciento.

Dichos test forman parte de un estudio de seroprevalencia, que dejará la mejor foto posible para conocer “la realidad sanitaria” de los profesionales, con el objetivo de poder tomar medidas de aislamiento o de levantamiento del mismo.

En paralelo, según ha indicado el vicepresidente, se van a poner en marcha los test facilitados por el Gobierno central. A la Comunidad de Madrid le corresponden realizar 6.000, que se harán desde este miércoles en las casas.