El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, ha solicitado por carta este lunes al ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, que las mutuas de trabajo puedan hacer test de antígenos a trabajadores asintomáticos en sus instalaciones y con personal sanitario.

Según la misiva, a la que ha accedido Al Cabo de la Calle, el objetivo es “cortar la cadena de transmisión”, y en ella Escudero detalla que “el personal necesario para hacer estas pruebas sería facilitado por la Consejería de Sanidad”. Asimismo, expone que “el protocolo y los criterios de realización estarían determinados por la Dirección General de Salud Pública”, dependiente del área que encabeza Escudero.

“Estas (las pruebas) se llevarán a cabo de una forma similar a las que se vienen realizando en los dispositivos que actualmente están en funcionamiento, adaptándose, naturalmente a las capacidades de las que pueden disponer los Centros Asistenciales de las Mutuas. Estas pruebas se orientan a personal sin síntomas de enfermedad y se realizan con todas las garantías de seguridad, trazabilidad y confidencialidad de resultados”, concluye el consejero madrileño.