La mascarilla será obligatoria en los centros educativos de la Comunidad de Madrid el próximo curso aunque su uso en exterior podrá flexibilizarse de acuerdo a la situación epidemiológica del coronavirus y el porcentaje de vacunación de la población, siguiendo los criterios de las autoridades competentes en la materia.

Así consta en el proyecto de orden de la Consejería de Educación, Universidades, Ciencia y Portavocía, por la que se establecen medidas para los centros con el objetivo de hacer frente a la crisis sanitarios, publicada en el Portal de Transparencia.

De esta manera, el uso de la mascarilla será obligatorio a partir de 6 años de edad con independencia del mantenimiento de la distancia interpersonal o la pertenencia a un grupo de convivencia estable.

“Los avances en la estrategia de vacunación hacen prever un impacto positivo en el control de la pandemia y su incidencia, si bien la dimensión mundial de la pandemia hace necesario mantener un escenario de prudencia, y a su vez tener en consideración el contexto de la circulación de variantes del virus de mayor impacto para la salud pública, con posible escape a la inmunidad”, explica el Departamento que dirige Enrique Ossorio.

Además, en el próximo curso se permitirán las mascarillas transparentes, ya que “tienen un papel importante para las personas con discapacidad auditiva y para trabajar los aspectos de audición y lenguaje”.