“En la Puerta del Sol como el año que fue, otra vez el champagne y las uvas y el alquitrán, de alfombra están”. Pues no, este 2020 la canción de Mecano no se dará en la popular plaza madrileña, pues la Comunidad de Madrid ha avanzado este viernes que no se podrán organizar actos para festejar las 12 campanadas de fin de año en plazas o vías públicas de la región, según ha avanzado el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero.

Por otro lado, las cabalgatas de Reyes y los conciertos navideños en la vía pública solo podrán realizarse en recintos acotados, con el público asistente sentado y no se podrá superar el 50 por ciento del aforo”, según ha señalado Zapatero.

Igualmente, los belenes y belenes vivientes solo se podrán instalar en recintos acotados, con un 50 por ciento del aforo, y se garantizará el respeto a la distancia mínima de seguridad. Los mismas condiciones se establecen para la entrega de cartas por parte de los niños a los Reyes
Magos y Papá Noel.

Además, la Dirección General de Salud Pública va a limitar los aforos de todos los mercadillos que se organicen en la región del 75 por ciento actual al 50 por ciento.

Por otro lado, se suspende provisionalmente la concesión de nuevas autorizaciones para la celebración de actividades recreativas que requieran autorización de la Comunidad o de los ayuntamiento.

Estas medidas, que estarán recogidas en una orden de la Consejería de Sanidad que se publicará en el Boletín Oficial regional (BOCM) este sábado, estarán en vigor desde ese mismo día hasta el próximo 7 de enero incluido.