El PP de Leganés ha denunciado que el Ayuntamiento dejará de percibir 540.200 euros de la Comunidad de Madrid, correspondientes a los fondos del Programa de Inversión Regional (PIR), “porque el alcalde socialista Santiago Llorente no ha sido capaz de realizar las gestiones necesarias para que se ejecuten obras y mejoras de importantes infraestructuras en la Leganés”.

Los populares recuerdan que durante el anterior mandato, el Gobierno regional destinó a Leganés 14 millones de euros, con cargo al citado plan.

“El gobierno socialista de Llorente sólo tenía que hacer dos cosas: la primera era aceptar a través del Pleno la recepción de ese dinero, cosa que consiguió gracias al único apoyo con el que contó, el del Partido Popular de Leganés. La segunda, era gestionar los proyectos con el fin de ejecutar las citadas mejoras de infraestructuras, como por ejemplo el arreglo de los colegios de Leganés. Y eso no lo ha hecho en tiempo y forma, lo que nos hace perder más de medio millón de euros”, exponen.

Añaden que “hace dos semanas, la Comunidad de Madrid anunció que, aquellos ayuntamientos que no hubiesen ejecutado en su totalidad la inversión del PIR, tenían la posibilidad de destinar ese dinero a gasto corriente, hasta un máximo del 25%”. Sin embargo, según el PP, esto no se hizo “por la dejadez de un alcalde perezoso”.

“RECORTES DE LA COMUNIDAD DE MADRID”

Fuentes municipales niegan la mayor y dicen que el pasado 20 de junio, la Comunidad de Madrid publicó un decreto para finalizar el PIR. “A pesar de que 2020 era año hábil para tramitar más inversiones, con la publicación de este decreto se impide la tramitación de nuevas inversiones de los ayuntamientos”.

Así, las mismas fuentes insisten en que “es un nuevo recorte que sufrimos los ayuntamientos”. Y, aún así, “Leganés ha gestionado y tiene autorizado el 96,08% de los fondos regionales que le corresponden”. Con lo que, en total, se van a gestionar 13.236.469,94 euros.

De acuerdo con esto, desde el Ejecutivo municipal piden al PP “que no cuente cosas que no son ciertas”. Y les acusa de “no decir a los vecinos que la Comunidad de Madrid ha recortado fondos regionales”.