El alcalde de Fuenlabrada, Javier Ayala, también se ha mostrado crítico con la posibilidad de pagar por el uso de autovías, que contempla el Gobierno de España para el año 2024. Máxime cuando son miles los fuenlabreños que a diario usan carreteras como la A-5 o la A-42, para acceder a sus puestos de trabajo o centros de estudios.

“Todo lo que sea pagar por algo que no se estaba pagando me parece mal”, ha dicho tras una pregunta de Al Cabo de la Calle sobre esta posibilidad, compartiendo posición con la alcaldesa de Alcorcón y también socialista, Natalia de Andrés.

Eso sí, Ayala ha reconocido que hay que espera a conocer más datos sobre esta medida estatal de cara a 2024, para “saber de qué estamos hablando”. Pero ha vuelto a incidir en que “si me dicen que nos van a cobrar a los fuenlabreños por utilizar la carretera de Toledo, pues no me parece bien”.