El confinamiento decretado por el Estado de Alarma se extiende hasta el 9 de mayo, como anunció el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Con esta nueva prórroga son ya casi dos los meses de cuarentena que empiezan a afectar a los ciudadanos, dejando estampas curiosas a la vez que preocupantes.

Fue el caso de Fuenlabrada, donde este fin de semana un hombre fue rescatado por sus vecinos de caer al vacío desde un segundo piso. Y también en Pinto, donde la Policía Local tuvo que intervenir porque una persona se había subido al tejado de su edificio.

Al parecer, este pinteño dijo a los agentes que “se agobiaba en casa y tenía que tomar el aire”. Al ser requerido por los policías a que depusiera su actitud, el hombre no opuso ninguna resistencia y se marchó a su domicilio.

“Entendemos que el confinamiento es muy duro, pero no tanto como para poner en riesgo la vida”, explicaron desde la Policía Local de Pinto.

CONTROLES

Mientras tanto los agentes han continuado durante este fin de semana haciendo controles en las entradas y salidas de Pinto. Así, a fecha 19 de abril, se interpusieron hasta 10 denuncias a personas que circulaban por la calle y que no justificaron, según la Policía, ninguno de los motivos permitidos por el Estado de Alarma.