Los concejales de VOX en Fuenlabrada han visitado recientemente un edificio de viviendas perteneciente al IVIMA (Instituto de la Vivienda de Madrid) ubicado en la calle Tía Javiera, 29, en el barrio de Loranca.

Se trata de una zona conocida popularmente como la ‘Media Luna’, habilitada por la Comunidad de Madrid en tiempos de Alberto Ruiz Gallardón que fue habitada por familias realojadas de, entre otros, poblados madrileños como La Celsa o Las Barranquillas.

“Algunos de los residentes mostraron su profunda preocupación a nuestros concejales por la degradación que ha sufrido el edificio que roza lo insalubre: destrozos en los ascensores que ponen en riesgo a los usuarios, tomas de la luz que han desaparecido, utilización de algunos espacios no habilitados para realizar sus necesidades”, explican desde VOX.

Y tras esta visita, desde la formación que preside en la ciudad Isabel Pérez han pedido al Ayuntamiento soluciones ante lo que califican de “dejadez”.

“El gobierno socialista de Fuenlabrada exhibe aquí su cara más hipócrita. Ya sea por acción, consintiéndolo; o por omisión, no reclamando a la Comunidad de Madrid que actúe en la parte que le corresponde, es responsable de que unos vecinos de nuestra ciudad vivan en condiciones peores que en muchos centros de acogida de animales”, expone Pérez.

Fuentes municipales consultadas por Al Cabo de la Calle han recordado que el edificio es propiedad del IVIMA, por lo que la competencia es de la Comunidad de Madrid. Solo algunas de las casas competen a Fuenlabrada y aseguran que han mediado con el Instituto para atender a estos vecinos.

“Los recientes problemas que se han producido en el citado inmueble tienen que ver con vandalismo y la rotura del ascensor, que en cualquier caso corresponde a la comunidad de vecinos su arreglo”, apuntan finalmente.