La alcaldesa de Alcorcón, Natalia de Andrés, ha avanzado el acuerdo alcanzado con el Grupo AMÁS, que gestiona la residencia Padre Zurita de titularidad pública, por el que se van a ceder ocho apartamentos para dar acogida a refugiados ucranianos. Así ha calculado que podría dar cabida a unas 60 personas.

«Va a ser un recurso muy importante ya que cuenta con un servicio de atención, además, a las personas con discapacidad intelectual», ha dicho De Andrés, que ha añadido que también se están trabajando en otros recursos habitacionales como plazas hoteleras.

Al mismo tiempo, la primera edil de Alcorcón ha desvelado que la población empadronada en Alcorcón de nacionalidad ucraniana se ha aumentado en más de cien personas, desde que se inició la invasión rusa. Por eso el Ayuntamiento también está buscando intérpretes para poder acoger a estos desplazados.

MÁS DE 10 TONELADAS DE AYUDA HUMANITARIA

La alcaldesa de Alcorcón también ha informado que hasta la fecha se han recogido más de 10 toneladas de ayuda humanitaria, entre medicamentos, alimentos, productos de higiene y ropa térmica, en el Centro Unificado de Seguridad. Ese material se enviará ahora al Hospital Zendal, centro logístico de toda la ayuda recogida en la región, y de ahí partirá a Ucrania y la frontera europea.

«Esta siendo un éxito gracias a la solidaridad de los vecinos», ha celebrado Natalia de Andrés, que ha llamado a los alcorconeros a seguir colaborado, pues próximamente habrá un festival benéfico en el Buero Vallejo, junto a Cruz Roja, donde lo recaudado se enviará a Ucrania.