El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha anunciado que el miércoles va a proponer una acción coordinada de salud pública al Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), que se limite la movilidad en todos los municipios de más de 100.000 habitantes donde haya más de 500 casos de Covid en los últimos 14 días, la positividad de PCR sea superior al 10 por ciento y el índice de ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos sea superior al 35 por ciento.

Además de la movilidad, se limitarán los contactos sociales y se tomarán medidas de reducción horarios y aforos y de refuerzo de sus capacidades asistenciales, algo que afectaría a toda Madrid capital, pero a municipios enteros como Leganés, Alcorcón, Getafe o Fuenlabrada.

Illa se ha pronunciado así en una rueda de prensa tras una reunión mantenida con el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, en el marco del Grupo Covid-19. Se trata del segundo encuentro mantenido esta semana, después de los desencuentros que han tenido ambas administraciones por los criterios a aplicar para frenar la transmisión del coronavirus en la región.

“He visto una ambiente propicio en las conversaciones que he mantenido con el resto de consejeros de Sanidad para que en el resto de las comunidades autónomas, si se den las condiciones propicias, se adopte lo mismo que hemos acordado con la Comunidad de Madrid”, ha aseverado el ministro de Sanidad, para señalar que esta medida hace posible que las recomendaciones hechas por el Gobierno sean efectivas en Madrid.

El acuerdo alcanzado con Madrid va a ser analizado por la mañana en la ponencia técnica y en la Comisión de Salud Pública y, posteriormente y por la tarde, se discutirá en el pleno del CISNS, en el que participan los consejeros de Sanidad de todas las comunidades autónomas. En este sentido, Illa ha informado de que espera que en la “mayor brevedad posible” estas medidas entren en vigor.