La avenida de América de Alcorcón se ha convertido en un basurero “improvisado”. Restos de poda, muebles abandonados, ruedas de vehículos y escombros se acumulan en la vía pública, para “decorar” una acera que de estampa navideña no tiene nada. Más bien, un cuento de terror propio de Halloween.

Bromas aparte. Quien soporta esta dejadez, como siempre, son los vecinos que transitan por allí. “Nadie limpia, nadie manda limpiar y nadie hace nada. La calzada y la acera son un vertedero”, se queja amargamente un vecino, a quien Al Cabo de la Calle ha acompañado con instantáneas de la avenida, tomadas exactamente en la tarde de este miércoles, 24 de noviembre.

“Es desde hace dos años cuando está en estas condiciones, y los vecinos que usamos esas vías somos los perjudicados”, prosigue en su denuncia este alcorconero, que recuerda que esta es una de las vías utilizadas por ciclistas y senderistas para acceder a las distintas rutas que, campo a través, comunican con otros municipios.

Se trata de terrenos de la Junta de Compensación, es decir, privados. No obstante, los vecinos reclaman al Ayuntamiento y a ESMASA que hagan un requerimiento a los legítimos propietarios, ya que la basura invade la vía pública.

En este sentido, fuentes de la compañía pública consultadas por este periódico aseguran que los requerimientos “se hacen regularmente” en este tipo de casos, pero insisten en que “es el particular el que tiene que limpiar”. Y en el hecho concreto de la avenida de América, “se han mantenido reuniones con ellos para recordar sus obligaciones”.