María Barcelona se ha convertido en el segundo fichaje del nuevo proyecto deportivo del Leganés FS con vistas al curso 20/21.La jugadora aragonesa llega procedente del STV Roldán, con el que debutó en la máxima categoría del fútbol sala femenino nacional con tan solo 17 años.

Tras formarse casi durante toda su carrera deportiva en el Intersala Zaragoza, María Barcelona experimentó una gran progresión durante la pasada campaña y ahora ha decidido apostar por el Leganés para seguir creciendo y disfrutando del fútbol sala. “Después de un año de adaptación a la categoría creo que Leganés es el mejor sitio para consolidarme y aportar lo que sé”, señalaba la cierre.

María se ha decantado por el club pepinero gracias a las buenas referencias que le han llegado. “En mi decisión de venir al Lega ha influido mucho la confianza que me dieron desde el principio y lo bien que me han hablado siempre del club y de su gente. El hecho de que apuesten tanto por la cantera y por la gente joven es algo con lo que me identifico mucho y pienso que es el mejor sitio para crecer y aprender”, declaró muy ilusionada.

“En mi decisión de venir al Lega ha influido mucho la confianza que me dieron desde el principio y lo bien que me han hablado siempre del club y de su gente”

La cierre maña destaca por ser una jugadora muy buena tácticamente y con buena calidad en el pase y en el posicionamiento en el juego. Aporta solidez defensiva a los equipos y orden y seguridad a la hora de sacar el balón jugado. Elegida en varias ocasiones mejor jugadora de Aragón, María es una de las jugadoras con mayor proyección del campeonato y llega al Leganés con ganas de aportar al equipo “ilusión y ganas de comenzar esta etapa”. Además, en el aspecto deportivo promete “sobre todo esfuerzo, ya que pienso que es la base para que las cosas salgan bien”.