Foto: CD Leganés

Javier Aguirre es genio y figura y lo ha dejado patente una vez más con motivo de su presentación oficial como nuevo técnico del CD Leganés. El mexicano, que ha comparecido en la sala de Prensa de la ID Butarque junto al director director deportivo, Txema Indias, ha admitido que “la situación es complicada, pero a la vez es una gran oportunidad porque los tiempos de crisis son tiempos de crecimiento”, ha subrayado.

Aguirre ha dicho sentirse “muy contento de estar aquí, con mucho entusiasmo. Encuentro a la gente muy dispuesta”, ha precisado antes de remarcar que “después de estos tres o cuatro meses de sufrimiento quieren ver la luz y quieren un poco de ayuda no solo en el plano mental”.

Ha reiterado el nuevo entrenador pepinero que “es un momento complicado y solo unidos saldremos de él. Espero que el viernes”, en referencia al partido ante la Real Sociedad, “empecemos a dar la cara, pero está claro que si ellos”, en alusión a los jugadores, “no quieren, no vamos  aningún lado. No hay entrenador sin jugadores”, ha sentenciado.

De ahí que en estos días “haya estado escarbando en los jugadores. Hay que quitarles la basura de la cabeza, quitarles toda esa presión que puedan tener porque en Anoeta empezamos una etapa nueva”, ha recordado, “y a partir de aquí es donde empieza mi labor”.