Con el fin del Estado de Alarma, el Ayuntamiento de Arroyomolinos recupera los servicios municipales presenciales que se hacían antes de la declaración de excepcionalidad.

Para ello, el Gobierno local ha aumentado las medidas de seguridad en los accesos a dependencias municipales. Por ejemplo, se han instalado alfombrillas desinfectantes para las suelas de los zapatos, balizas delimitadoras de espacios, cámaras termográficas para medir la temperatura, mascarillas, guantes, dispensadores de gel hidroalcohólico, pegatinas en el suelo para garantizar la distancia interpersonal o paneles informativos.

“Recuperamos todos los servicios municipales y lo hacemos incorporando medidas de prevención para garantizar la seguridad de vecinos y trabajadores”, ha dicho la alcaldesa de Arroyomolinos, Ana Millán, que ha insistido en que “cualquier precaución es poca”.

En este sentido, Millán ha hecho un llamamiento a la responsabilidad individual, que a su juicio es “fundamental” en este momento. “Solos no hacemos nada, no avanzamos. Cuidarnos es cosa de todos”, ha dicho finalmente la alcaldesa.