Isabel Díaz Ayuso (Foto: Comunidad de Madrid)

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, se ha desmarcado de “confinamientos severos que están arruinando a tantas familias y que se ha detectado en otras comunidades que luego no funcionan”.

“No se trata de hacer confinamientos severos, que es lo fácil, cerrar por cerrar. Se trata de conjugar la vida, que es lo más importante, con la economía, pero cuando uno cierra afecta a familias que no van a poder volver a trabajar nunca para levantar sus negocios. Los más débiles son los que más pagan estas consecuencias”, ha argumentado desde Villamanrique de Tajo, donde ha visitado algunos de los puntos del municipio afectados por la borrasca Filomena.

“No se trata de hacer confinamientos severos, que es lo fácil, cerrar por cerrar. Se trata de conjugar la vida, que es lo más importante, con la economía”

La estrategia de la Comunidad “pasa por hacer muchos test, por seguir hablando con la población, con mensajes de precaución”. Así Ayuso cree que “una vez pasadas las navidades y que no hay tantas reuniones familiares, y ahora que tenemos estos bloqueos con la nieve, estamos convencidos de que vamos a bajar el contagio sin tener que estar afectado a tantas familias”.

La presidenta madrileña ha insistido en que “no somos muchas veces conscientes desde la política que cuando se cierra algo no se vuelve a abrir. Muchas familias de este país se van a arruinar, hay que pensarlo todo. La vida y la salud es lo primero y por eso hemos puesto en marcha un macrohospital para que en situaciones como esta no congestionemos la sanidad pública”, ha defendido.

VACUNACIÓN

Por otro lado, la presidenta ha reclamado al Gobierno central en relación a las vacunas, que no se cambien las reglas a mitad de juego y que no se mire a las comunidades autónomas “por colores políticos”.

“Nosotros respetamos el trabajo que hace cada Comunidad Autónoma y cada una ha considerado hacer la vacunación de una manera. La nuestra era ir a los más débiles y a los sanitarios guardándonos una segunda dosis porque al haber tan pocas nos garantiza que no se pierda el efecto”, ha argumentado.

La presidenta regional ha añadido que “además Pfizer dice que durante unos días va a tener dificultades”, de los que se desconocen los motivos, algo que va a “afectar gravemente a Madrid”. “Yo no sé qué más tiene que ocurrirnos en Madrid desde el punto de vista sanitario para que no se nos ayude”, ha lanzado.