Viviendas San Javier Aroyomolinos

El Ayuntamiento de Arroyomolinos sale en defensa de los vecinos de las calles Almería y San Javier que han estallado contra las ocupaciones ilegales de viviendas del IVIMA. Están hartos de los destrozos en garajes y zonas comunes y han denunciado en reiteradas ocasiones la comisión de actividades ilícitas en la zona que ponen en riesgo su seguridad.

Ante esta situación, el Ayuntamiento de Arroyomolinos dice que “comprende y se solidariza con los vecinos ante las complicadas circunstancias que se encuentran cada día”. De hecho, han sido varias reuniones las mantenidas por el alcalde, Carlos Ruipérez, con los vecinos. La última, este martes 17 de abril. Pero desde el Consistorio reconocen que “el margen de actuación es limitado puesto que la titularidad de las viviendas corresponde a la Agencia de la Vivienda Social de la Comunidad de Madrid”.

A pesar de ello, desde el Ayuntamiento insisten en que “se va a colaborar en todo lo posible y, hasta donde lleguen las atribuciones municipales, para buscar y encontrar soluciones ante la situación de los arroyomolinenses que residen en estas viviendas”.

VEHÍCULOS DESGUAZADOS EN EL GARAJE

El alcalde Arroyomolinos visitó junto a varios concejales de su Gobierno las viviendas afectadas por las ocupaciones ilegales y comprobó in situ la desesperante situación que viven los vecinos. Desde el Consistorio reconocen que “el foco principal de las presuntas actividades ilícitas y los daños causados se encuentra en las planta baja del garaje”.

Y así, aseguran que “tras las conversaciones mantenidas con el IVIMA se va a analizar entre los técnicos de la Agencia de la Vivienda Social y los técnicos municipales si es necesario cerrar la totalidad de las dependencias o solo la planta baja”. En cualquier caso, fuentes municipales aseguran que “se van a habilitar, de forma extraordinaria, en las aceras colindantes plazas para personas con diversidad funcional” y “se van a retirar los vehículos desguazados y de procedencia desconocida que se encuentra en su interior”.

JUNTA DE SEGURIDAD LOCAL

Desde el Ayuntamiento de Arroyomolinos también han confirmado que este próximo 25 de abril se celebrará una Junta Local de Seguridad a la que se unen representantes de la Delegación de Gobierno y de la Agencia de la Vivienda Social de la Comunidad de Madrid para ahondar en medidas y protocolos que eviten nuevas ocupaciones y puedan agilizar salidas de las viviendas ya ocupadas.

Y es que al ser hogares del IVIMA, hasta que la institución pública no denuncie estas ocupaciones ilegales la solución está lejos de llegar a buen cauce, si bien el Consistorio ha ofrecido su “lealtad institucional” con el organismo regional para lograr un fin que beneficie a los vecinos.