Sergio López ha exigido al presidente de la FAPA Giner de los Ríos de la localidad y exconcejal del PSOE, José Manuel Simancas que “deje su silencio interesado y de la cara” por los 40 alumnos del centro de Infantil y Primaria Enrique Tierno Galván de Fuenlabrada desalojados hace dos semanas de sus aulas por las goteras.

Después de denunciar esta situación hace una semana, el líder de los populares insistía estos días en que “los 40 niños de Primaria están dando clase con las ventanas abiertas y los abrigos puestos por el fuerte olor a humedad ya que ningún responsable municipal les ha ofrecido ninguna solución”. De esta manera, López le pide al responsable de la FAPA que exija al Ayuntamiento “una solución inmediata” a la “vergonzosa situación en la que siguen estando los niños”.

El portavoz del PP en Fuenlabrada ha extendido esta situación a otros colegios de la ciudad. “Hay colegios que dan pena verlos y que están totalmente abandonados, servicios que huelen mal porque no se arreglan, a los que les falta puertas en los baños e, incluso, sanitarios y con zonas peligrosas para los alumnos”, cargando contra la FAPA que, a su juicio, “ni está ni se la espera”.

PLAN DE MANTENIMIENTO

Como solución a estos problemas, el concejal del PP ha pedido al Ayuntamiento de Fuenlabrada “de forma urgente” la puesta en marcha de un Plan Anual de Mantenimiento de Centros Escolares que permita prevenir situaciones límite como del Tierno Galván y ha recordado que “la responsabilidad de mantener los centros públicos en condiciones óptimas es de la Corporación Local”.

Todo ello después de que el concejal de Educación de Fuenlabrada, Isidoro Ortega, achacara los problemas de mantenimiento en los colegios fuenlabreños a “la falta de inversión por parte de la Comunidad de Madrid en las obras de adaptación, mejora y reforma de los centros educativos con más de 25 años de antigüedad”.