El radar de tramo a 70km/h en la A-5 comenzará a funcionar este viernes, 15 de febrero, y dará dos meses de aviso antes de multar, según ha informado el Ayuntamiento de Madrid en un comunicado.

Está situado entre el punto kilométrico 4 y 5,750 del Paseo de Extremadura. El área de Medio Ambiente y Movilidad lo ha instalado para “aumentar la seguridad de peatones y conductores y reducir los efectos ocasionados por el ruido del tráfico sobre los edificios cercanos”.

Desde este viernes se establece un periodo de aviso que se extenderá hasta el 15 de abril, durante el cual los excesos de velocidad detectados por el radar de tramo serán objeto de una comunicación informativa a las personas infractoras, tal y como recoge la ordenanza de Movilidad Sostenible en su artículo 247.

En esa comunicación informativa estarán recogidas las razones que han motivado la instalación del radar y de otros dispositivos de control de velocidad, el tipo de sanción, cuantía de la multa y, en su caso, puntos del carné de conducir que le serían detraídos.

A partir del día 16 de abril de 2019, una vez haya transcurrido el período de aviso, los excesos de velocidad que se detecten por este nuevo radar de tramo tendrán la consideración de infracción y llevarán aparejada la incoación del correspondiente procedimiento sancionador.