El Ayuntamiento de Getafe va a destinar alrededor de 100.000 euros para solucionar el
problema que genera la invasión de las cotorras argentinas en el municipio, así como
para el control de palomas y otras plagas invasoras. Las empresas pueden presentarse
ya a este concurso público para llevar a cabo este servicio durante dos años,
prorrogables.

“Venimos trabajando en este problema en los últimos años para que la biodiversidad de Getafe no se vea afectada por la entrada de especies invasoras. Ahora con este nuevo contrato vamos a incidir en ello de una forma más exhaustiva”, ha dicho el concejal de Sostenibilidad, Ángel Muñoz.

Este servicio actuará mediante captura por red o jaula y recogida de nidos, tanto en la vía pública; en edificios públicos; parques y jardines municipales y todas las zonas públicas donde la presencia de las cotorras suponga un riesgo de convertirse en un foco de desarrollo de las misma, poniendo especial interés a las zonas en las que se reciben avisos de vecinas y vecinos.

Getafe, como otros municipios del entorno -por ejemplo Leganés-, sufre los problemas de esta plaga. La superpoblación produce deterioro del entorno urbano que afecta al arbolado público y mobiliario urbano. “Por tanto, se hace irremediable un control rápido y efectivo de estas especies, y, más, en concreto, de las cotorras, consideradas una especie invasora, muy perjudicial para nuestro ecosistema y desarrollo de otras especies autóctonas”, ecplica finalmente el edil.