El Ayuntamiento de Fuenlabrada ha recordado este viernes a los vecinos que tienen de plazo hasta el 15 de julio para acogerse al pago fraccionado de sus impuestos y beneficiarse así de un 2% de descuento.

“Es una de las medidas que ofrece el Ayuntamiento para facilitar a las familias el pago de tributos”, explican fuentes municipales, que remiten a la Oficina Tributaria para optar por este sistema.

Y es que en los últimos días son muchos los fuenlabreños que se han encontrado la “sorpresa” del cobro del IBI en un pago único, cuando en otros años el impuesto sobre la vivienda lo han recibido fraccionado en, al menos, dos meses.

De esta manera, todas las personas que antes del 15 de julio domicilien y fraccionen el pago de la totalidad de sus recibos municipales podrán beneficiarse de este descuento, que según los casos, supondría una rebaja de hasta 40 euros, estiman desde el Consistorio.