El pasado 7 de mayo, vecinos del barrio Fuente Cisneros en Alcorcón clamaban por una mayor atención, desde los servicios municipales de limpieza, parques y jardines del Ayuntamiento, para solucionar el deterioro del barrio. Especialmente, en cuanto a las tareas de desbroce.

Y un mes después, la situación sigue igual. La sensación de abandono es absoluta, como han manifestado recientemente en redes sociales. “¿Como o que tenemos que hacer para que Fuente Cisneros no este abandonado?”, ha expresado explícitamente la asociación de vecinos.

“Hay calles por las que no se puede ni andar y la sensación de abandono es total. Llevamos mucho tiempo informando por diferentes canales. Una solución, por favor”, reclama otro vecino.

En cuanto al parque, la situación que se encuentran es de papeleras llenas de basura, fuentes sin funcionar, farolas que no iluminan y algunos casos rotas, y nuevamente alcorques donde la hojarasca crece sin control, con el problema que ello conlleva pues, en verano, puede llegar a actuar de combustible para un incendio.

El lago, situado frente al centro comercial X-Madrid, también es uno de los afectados por esta dejadez. Sobre todo estos días, con más afluencia de público, se encuentran tanto en el agua como en la orilla, mascarillas usadas y otros residuos.