Esta semana, el Ayuntamiento de Arroyomolinos ha empezado a repartir mascarillas en los más de once mil domicilios del municipio. Y también entre los comercios que estos días están abiertos. A éstos, además, se les ha proporcionado batas y pantallas con las que protegerse frente al coronavirus.

En el caso de los comercios, también se están repartiendo mascarillas a los clientes que acuden a comprar. Y las están entregando los voluntarios de Protección Civil.

La alcaldesa, Ana Millán, ha destacado que el objetivo es “a los miembros de estos sectores” que son de los más expuestos al Covid-19.

Además, la primera edil de Arroyomolinos ha insistido en que los vecinos que tengan que salir a la calle lo hagan con un motivo justificado.