El alcalde de Fuenlabrada, Javier Ayala, presentaba este martes a los vecinos de La Avanzada, el convenio que ha firmado el Ayuntamiento con el Canal de Isabel II, para acometer la ejecución de hasta 55 obras en el alcantarillado de la ciudad. Se trata del Plan Sanea, que supondrá una inversión regional de 62 millones de euros.

“Unas obras de gran calibre para hacer frente a las consecuencias del cambio climático, sobre todo en zonas inundables de la ciudad”, destaca el regidor fuenlabreño.

Y es que Fuenlabrada es una de las ciudades del sur de Madrid, que en episodios de fuerte tormenta, peores consecuencias sufre, en cuanto a inundaciones o cortes de calle.

POLÉMICA

El acto del alcalde con los vecinos no estuvo exento de polémica. Principalmente de la portavoz del PP y diputada en la Asamblea de Madrid, Noelia Núñez, que acusó a Ayala de deslealtad con el Gobierno de Ayuso.

“Qué falta de respeto institucional, sin invitar a nadie de Canal o a la consejera. Además, sin un solo logo de los que ponen por adelantado los 62 millones de euros. Qué vergüenza”, replicaba.

Ante, en marzo de este año, fue VOX quien denunció públicamente que la adhesión del Ayuntamiento al Plan Sanea repercutirá en una subida del recibo del agua a los vecinos, durante los próximos treinta años. Y todo, según VOX, “por decisión del alcalde”.

fuenlabrada tormentas
El puente de la calle Móstoles en Fuenlabrada, anegado por el agua