Foto: Ayuntamiento de Getafe

El primer pabellón deportivo para refugiados del mundo está en Getafe y fue inaugurado oficialmente este miércoles. La nueva instalación deportiva está ubicada en el Centro de Atención a los Refugiados (CEAR), en el barrio del Sector III,  y ha sido construida por el Comité Olímpico Español (COE) con la ayuda de federaciones y empresas en terrenos cedidos por el Ayuntamiento.

El centro de CEAR en Getafe tiene capacidad para 157 personas, solicitantes de asilo o migrantes en situación de especial vulnerabilidad, que podrán disfrutar de un nuevo espacio deportivo que cuenta con una zona de tatami; zona de máquinas; pesas y bicicletas estáticas; y zona de juego polivalente con canastas. La superficie es de 405 m2, y aún no está concluida la pista polideportiva externa.

El acto de inauguración contó con la presencia del ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes; la alcaldesa de Getafe, Sara Hernández; Alejandro Blanco, presidente del COE; Jesús Javier Perea, secretario de Estado de Migraciones; y Carlos Berzosa, Presidente de CEAR.

La alcaldesa destacó “el orgullo de contar con esta instalación, con un marcado
carácter integrador de las personas refugiadas en nuestro país, a través del deporte,
compartiéndola con los vecinos y vecinas de Getafe. Proyectos como éste refuerzan nuestra
posición como candidatos a Ciudad Europea del Deporte 2022”, indicó.

Rodríguez Uribes: “Este centro deportivo es una expresión de un trabajo sencillo, humilde, de personas que entienden y saben lo que significa la empatía, donde no hay miedo, sino gente valiente”

Por su parte, el ministro de Cultura y Deporte reconoció que para él es uno de los actos más emocionantes a los que ha asistido desde que está en el cargo, “porque es aquí en Getafe, ciudad donde estudié, viví y está mi puesto de trabajo natural. Además, hablamos de derechos humanos, una de las cuestiones más importantes de nuestro modelo de convivencia, y hablamos de deporte, una palanca fundamental de inclusión y cohesión social y territorial. Este centro deportivo es una expresión de un trabajo sencillo, humilde, de personas que entienden y saben lo que significa la empatía, donde no hay miedo, sino gente valiente”.