El concejal de Hacienda de Arroyomolinos y edil por Ciudadanos, José Vicente Gil, ha avanzado que los daños de la borrasca Filomena en el municipio ascienden a cuatro millones de euros.

“El otro día, en la zona de El Pinar, había unas 28 personas arreglando los desperfectos y llevaban 650 árboles que arreglar y no habían terminado aún. La borrasca ha hecho muchos destrozos”, ha confesado el responsable de la Hacienda arroyomolinense.

Así su departamento ya se ha puesto manos a la obra para paliar desde el ámbito local los daños causados por el temporal. En este sentido, se ha reservado una partida de 500.000 euros para recuperar el arbolado y rellenar los alcorques del municipio, que se sumará a la cantidad que se dé desde el Gobierno central, tras la declaración de zona catastrófica.

“La situación de los alcorques ya venía de atrás y tras Filomena ha empeorado. Por eso hemos hecho un inventario y se van a repoblar”, ha explicado José Vicente Gil.