El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, ha enviado una carta a la ministra de Sanidad, Carolina Darias, expresándole la “preocupación del Gobierno regional ante la nueva variante india de coronavirus”. En este sentido, Escudero ha solicitado a Darias “que el Gobierno de España actúe con celeridad ante esta situación, como han hecho otros países de Europa”.

El consejero madrileño recuerda que esta cepa “se califica como doble mutante”, y aunque “no se conocen los efectos de esta nueva variante, sí se sabe que tiene mayor riesgo de transmisibilidad y menos actividad neutralizante de anticuerpos por vacunas”.

Escudero expone que esta cepa “ya ha llegado a Europa. En concreto a Reino Unido, con más de 100 casos, Suiza o Grecia”. Países que, como Italia o Alemania, ya han tomado medidas acerca de los vuelos procedentes de la India.

RESTRICCIONES A VIAJEROS

Así, el máximo responsable de la Sanidad madrileña pide directamente al Gobierno español “decisiones urgentes”, como es “establecer restricciones para viajeros procedentes de la India”. Al mismo tiempo ve “vital hacer controles efectivos en el aeropuerto Madrid Barajas – Adolfo Suárez”, todo con un fin común entre ambas administraciones, que es “proteger la salud y seguridad de los ciudadanos” y “contener la propagación del virus”.

FERNANDO SIMÓN RESPONDE

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, ha apuntado que se está valorando “si es necesario o no realizar alguna acción sobre personas que puedan venir” de India ante su gran incremento de contagios de Covid-19, pero ha precisado que no tiene vuelos directos con España.

En rueda de prensa este lunes, el epidemiólogo del Ministerio de Sanidad ha instado a valorar “con prudencia” los más de 300.000 positivos diarios en India, ya que “hay que ponerlo en su contexto”. “300.000 casos en un país con 1.400 millones de habitantes es proporcionalmente menos que los 30.000 casos que está notificando Argentina, por ejemplo”, ha esgrimido.

En cualquier caso, Simón ha admitido que “los sistemas de detección que usan en la India no nos dan la confianza suficiente de que la incidencia sea la real”. “Probablemente sea más alta de lo que están detectando”, ha apuntado.

A pesar de las grandes cifras de casos, Simón ha resaltado que “la mayor parte de la población infectada en India son una personas con una probabilidad de hacer un viaje de larga distancia muy limitada”. “Aún así, España no tiene vuelos directos con este país, por lo tanto no puede prohibirlos”, ha recordado.