El PP de Pinto ha pedido este viernes al alcalde, Juan Diego Ortiz, que cese a su segundo teniente alcalde, Rafael Sánchez, por sus polémicas declaraciones sobre las agresiones a la Policía Nacional y a VOX en un mitín en Vallecas.

Sánchez dijo textualmente: “Vallecas nos ha mostrado el camino”, lo que para el PP es una “exaltación pública y clara en favor de la violencia y contra la democracia”, algo que a su juicio “merece más que un mero reproche”.

Y es que Ortiz trató de desvincularse de la opinión del líder de Unidas Pinto, algo que no es suficiente para los populares. “Aun reconociendo el intento de Juan Diego Ortiz de alejarse del sector radical de su Gobierno, no es menos cierto que ese sector está gobernando Pinto, precisamente, porque así lo ha querido el propio alcalde”, exponen.

Así creen que “está en Ortiz devolver la cordura y la moderación a nuestro Ayuntamiento y cesar a Sánchez. Si bien nuestra formación no puede olvidar que fue él quien pactó con los radicales. Que fue Ortiz quien reintegró en su Gobierno a aquel a quienes los propios vecinos de Pinto expulsaron democráticamente en las últimas elecciones locales, como consecuencia de su nefasta gestión y talante. Y que fue Ortiz quien le premió con varias concejalías, una segunda tenencia de Alcaldía y un salario de 45.000 euros anuales”.

De esta manera, consideran desde el PP que “por higiene democrática, Rafael Sánchez no puede permanecer ni un solo minuto en el Gobierno de Pinto”. Y advierten al PSOE que “si no asume sus responsabilidades y cesa al portavoz de Unidas Pinto, acabará ligando su presente y su futuro a aquellos que creen que su “camino” en la política es aquel que ampara y aplaude la violencia contra quienes no piensan como él”.