Este jueves, 23 de julio, las 9.00 horas, los trabajadores de Airbus en Getafe han convocado una gran manifestación, que partirá desde las puertas de la fábrica y acabará en el Ayuntamiento de la ciudad. Nueva jornada de movilizaciones que se suma a la protagonizada hace semanas.

455 empleados de Getafe se verán afectados por el ERE de la empresa aeronáutico, que afecta a un total de 900 en toda España. Por todos ellos, desde Getafe quieren presionar para que se busque una solución que no acabe en estos despidos.

“Getafe es el máximo exponente de Airbus en España. Si le va bien al sector aeroespacial, le va bien a Getafe”, ha dicho la alcaldesa, Sara Hernández, en la rueda de prensa que ha tenido lugar en la ciudad, junto a los representantes de Comisiones Obreras y UGT, donde ha añadido que en la manifestación del jueves “nos jugamos mucho”.

“Un problema coyuntural, generado por la Covid-19, ha sido la bajada importante de trabajo con la consecuente reducción de trabajadores y una problemática estructural, que venimos vislumbrando desde hace años, es la falta de la carga de trabajo a las factorías españolas”, ha dicho por su parte Raúl Fernández, delegado de UGT de Airbus Getafe.

“Creemos que esta solución es reversible, estamos planteando soluciones en el ámbito negociador con la dirección de la empresa y exigiendo que la administración se involucre con un plan industrial de visibilización del sector para los próximos veinte años”, ha manifestado el presidente del Comité de Empresa, Francisco San José.

Además, los representantes de los trabajadores han pedido ayudas directas de la Unión Europea al sector aeronáutico, aprovechando el acuerdo de los Veintisiete. Y la alcaldesa ha instado al Gobierno de España a trabajar en este sentido para los próximos Presupuestos Generales del Estado.